domingo, 15 de octubre de 2017

Los acordes del amanecer

 
 
Poco a poco la noche se llena de silencios. Las calles vagabundas se iluminan con semáforos que jamás duermen en su soledad y una pareja de Rumanos en el portal de un banco, beben de su vino y de sus besos que no cuestan nada...

La gente se retira sin protestarle a la Luna, ausente de quién no sueña, fugaz en la mirada de quién prescinde de ella...y yo me cruzo en pasos perdidos con gentes desconocidas porque esta  noche, no quiero dormir.

Todavía hay alguien que se toma su penúltima copa en un son de naúfrago antes de pelearse con su mujer o con el mismo porque mañana tampoco trabajará...y alguna mujer lleva a su perrito por la acera con mirada ausente; esperando recoger la mierda que tanto asco de la da a ella que nunca quiso en su casa un perro...

Me paseo por Santa Marina y llego al bar del mismo nombre. Me tomo una copa de vino escuchando a quién me lleva 20 y ya está borracho. El camarero es conocido de años atrás. Perece que otro huracán como el que mañana se paseará por España ha pasado por su cara que ya no expresa nada...Hablamos de otros tiempos, cuando la gente tenía más dinero y quizá menos mala leche...

Llegan las 4 de la mañana y el bar cierra con 4 borrachos casi desconocidos que no nos despedimos. Mis pasos recorren calles y más calles. Algún taxista trabaja por la madrugada para hacer algo de dinero y unos policías locales me miran y se extrañan de ver un solitario mas solitario que la Luna...

Dialogo conmigo mismo en un monólogo que no se acaba; encadenando palabras y recuerdos que se olvidan con el alcohol y justo a las 7, por un callejon me llega el perfume del café; justo en un rinconcito donde suena buena música y no hay televisión...Se llama Café Aromas, en la Plaza Emilio Luque...Todo era silencio hasta que mi oido se va detrás de una guitarra y los acordes de las Tendillas dan 7 acordes...

Entro y es un bar pequeñito pero agradable. Me tomo un café y antes de irme, me prometo no más noches solitarias.
 
 
 

miércoles, 11 de octubre de 2017

Educación desconocida



La educación de saber pensar debe de ser la asignatura olvidada de un gobierno que ceba en gordura a sus discípulos; un ganado que trabaja paga sus impuestos, siguen las modas estúpidas y hace tantas cosas inútiles como ver la televisión...Tomar sentido de la realidad no le conviene al gobierno pues todo el mundo se le vendría encima. La cosa es artarse de cosas sin medida porque se supone que así es la vida.

Soy parte de un ganado dispuesto a consumir telenovelas, dos enanos casados, el rey de las tartas, mountain men, empeños a lo bestia, la casa de empeños, boda gitana, niños asesinos etc etc etc...y luego nos ponemos enfermos de verdad. Nos dicen que no nos cuidamos y sin valorar la salud pero, ¿nos enseño alguien a cuidarnos y valorar esta vida? Pues mire usted,NO, yo creía,  yo pensaba y el cementerio, está lleno de gente que fue a parar allí sin saber...



domingo, 8 de octubre de 2017

Hojas maduras





Vuelve mi lado sensible. De puntillas va por la vida inocente a lo que sucederá  envuelto en remolinos de pensares que se suceden, se transforman, cambian, me extrangulan de pena o me hacen reir cuando nadie me ve...Pasan las horas de la mañana con mis pasos perdidos que son los mejores encontrados; multiplicando que haceres y proyectos que se difuminan como los sueños que no se retienen; que van de paso huerfanos de dueño y de espectador...

Pronto caeran las hojas en este verano otoñal y en el Parque de Colón como cada año, mi mirada las perseguirá en su vuelo hacia el suelo, con eses o remolinos, con fuerza de gravedad en su planear suicida. A veces los deseos duran lo que tarda en caer una hoja al suelo, son estrellas fugaces que a las nueve de la mañana nadie la ve...Mientras, pasa la vida donde pasan cosas maravillosas ausentes de espectador; sin esconderse de nadie ni llamando la atención. Mantenemos un monólogo con nosotros mismos y continuado que juega con todo lo que nos sucede y que, en ocasiones, me gustaría tener un apunte para que no desapareciera...

Un café es una pausa en la Plaza Emilio Luque. Café Aromas abre pronto. La gente  se detiene quizá en silencio, saboreando su tostada o su café, preparando el ánimo a los efectos de la cafeína mientras bulle su mundo interior con cosas pasadas, presentes o futuras...Les recomiendo un cortado con leche fría y corazón caliente...

Nada más.






miércoles, 4 de octubre de 2017

Amor y desamor






No hay remedios para el desamor ni para enamorarse tampoco. Profundizar en el corazón y alcanzarlo no es fácil pues es sabio y torpes nosotros. Soñamos con un gran amor y hasta nos sentimos infelices cuando no llega. Cupido jamás se vende por nada del mundo y cuando menos lo esperamos, su flecha nos alcanza...nos abre de mitad en mitad y nos sentimos dichosos hasta que, por desgracia y sin quererlo, esa flecha se cae al suelo y aparece el desamor. La vida se vuelve amarga en nuestro pensar aunque los mejores pensamientos, también nacen del desamor y en el morimos. Remedios para el desamor no existen pero sí la madurez de poder elegir algun día, nuestra media naranja...

 Como un peso
el corazón me ahoga....
En una maraña estoy
la razón no atina
el corazón no olvida.
Si ustedes saben,
se llama desamor...




martes, 3 de octubre de 2017



A veces te asalta un recuerdo lejano, pero agradable. Ha pasado mucho tiempo desde entonces y quizá ella no me recuerde. Es curiosa la combinación que las personas nos fabricamos de lo real y lo imaginario, de lo que podría ser y puede ser que nunca será...El corazón es noble por naturaleza y a veces nos empuja a la vida como si fuera un músculo que no atiende a nuestras razones; como un animal interior que es muy sabio a la verdad...y aquel recuerdo te persigue y te persigue como una deuda por cumplir. Pienso en las pequeñas cosas que nos da la vida interior que por muy tontas que sean, nos ayudan a vivir...





jueves, 28 de septiembre de 2017

Reme






Hoy seguro que has vuelto a suspirar. Parece que te veo a traves de la mirilla de mi corazón; desnuda de sentimientos como una niña que se quiere hacer mayor...Te pierdes en secretos que sólo sabes tú volando por tu interioridad femenina. Vuelas como las gaviotas cuando te inflamas de azul marino y te haces paloma en cualquier parque de Málaga cuando este otoño se cubra de hojas. Lejana pareces cuando te hundes en tus pensamientos con ganas de llorar pero, siempre tiendes la mano a quien te la pide...Mañana volveras a ser niña. Cantas a la mañana celebrando cosas que son tontas para mucha gente pero importantísimas en tu corazón. Te mantienes a cada segundo, a cada latido, a cada guiño que te hace la vida... Jamás te olvidaste de mi y ese detalle, lo llevo en mi corazón aún sin ver aun tu mirada. No se de tu piel ni de tus besos, de ver como se humedece tu mirada cuando te escribo cosas ni,  de las horas que me asaltas cuando más te hecho de menos. Eres mi amiga de tantos años que se perdieron viviendo tan cerca y tan lejos...

lunes, 25 de septiembre de 2017



Dicen que la belleza nace hasta en los peores momentos. Que naufragar es motivo para el corazón y que el corazón es la esencia de la vida. Cada persona en su razón de peso se siente inmersa en su propia existencia, la existencia que le ha tocado vivir y que ese peso no son precisamente las palabras sino, el valor de si propia vida. Es fabulosa mi imaginación para vivir en otras cosas que no existen; expandirme donde no hubo nada mas que el sueño, amar a mi corazón cuando vivo de la fantasía que otro pudiera decir que es real.

Vivimos tiempos angustiosos de cara a acontecimientos que yo no alcanzo a comprender: quizá nunca en mi vida comprendí. Las personas somos muy sensibles a los fallos de la gente; casi déspotas al daño que nos poueden hacer pero, indulgentes con muchos de nuestros actos. Cualquier día nace una palabra para poner en acción a nuestro corazón pero han de saber que esa palabra fue originada por la fuente del silencio que es el corazón...

Todo el mundo esconde en su corazón la belleza y no es la palabra...